Cedric Maxwell

Cedric Maxwell el MVP inesperado de las Finales de la NBA

Las finales de la NBA siempre nos suelen dejar cada años anécdotas de lo mas variopintas pero no tanto como el hecho de que un jugador de segunda fila o mejor dicho de los no estrellas se convierta en el MVP de las series finales.
El Premio MVP de las finales de la NBA, actualmente Premio Bill Russell, se entrega al jugador que según un grupo de 9 periodistas especializados es el jugador más valioso en la finales de la NBA.
Tradicionalmente este premio siempre se lo ha llevado un jugador del equipo ganador salvo en la primera edición que lo ganó Jerry West.
El año pasado el alero suplente de los Warriors Andre Iguodala se hizo con el premio de forma sorprendente, básicamente por su defensa sobre Lebron James y por el rendimiento a nivel ofensivo muy importante en algunos momentos puntuales de la serie, pero aún así estamos hablando de un jugador que ha sido All Star y que fue el jugador de referencia en su época en los 76ers luego fue una sorpresa por la presencia de lo Curry o Thompson en los Warriors pero no del nivel del jugador del que vamos a hablar.
Corría el año 1981 y en aquellas finales se enfrentaban los Boston Celtics de los Archibald, Bird, Parish o McHale y los Houston Rockets de Moses Malone y Calvin Murphy basicamente.
Cedric Maxwell

A priori cuando se analizaron aquellas finales probablemente todo el mundo veía como jugadores que podían ser determinantes a Larry Bird y a Moses Malone por cada uno de los equipos.

 Moses Malone cumplió su papel y de hecho llevó a los Rockets a donde nadie pensaba que podían llegar con un balance de temporada de 40 victorias y 42 derrotas.
Por el contrario la gran estrella de los Celtics con sólo 24 años en aquel momento era Larry Bird y en aquellas finales a pesar de jugar a buen nivel y acabar con unos promedios de 15.3 puntos, 15.3 rebotes, 7 asistencias y 2.3 robos pero se le encogió la mano en los momentos importantes acabando con un promedio final del 41% en tiros de campo.
De hecho saltaron todas las alarmas en Boston cuando tras cuatro partidos la serie marchaba 2 a 2 y en el quinto partido apareció la figura del heroe inesperado, del hombre que se echó sobre sus espaldas a los Celtics.

Hablamos del que a la postre sería MVP de las finales… Cedric Maxwell.

El alero especialmente en ese fundamental quinto partido anotó 28 puntos por los 12 de Larry Bird.
Aquel día probablemente los Celtics construyeron su Título de Campeones de la NBA en base al papel de un buen jugador pero que nadie suponía que se convertiría en el factor X de la serie.
¿Habrá algún otro factor X este año?
¿Habrá un nuevo Cedric Maxwell?
 

También te puede interesar

Animo y comenta el artículo!! Dinos lo que piensas!