El tributo de Joel Embiid a Kobe Bryant

El 26 de enero de 2020, el mundo conocía la triste noticia del fallecimiento de Kobe Bryant junto a su hija Gianna en un accidente de helicóptero. Las muestras de dolor se multiplicaron allá por donde llegaba la noticia de la muerte de uno de los grandes iconos de la historia del baloncesto y, como no podía ser menos, la NBA fue el epicentro de muchos de los homenajes que recibió la Black Mamba y uno de esos tributos más significativos fue el que llevó a cabo Joel Embiid.

El excéntrico y lleno de talento pivot, siempre había llevado el número 21 por uno de sus jugadores más favoritos. Este hombre era el ala pivot de los San Antonio Spurs, Tim Duncan. De hecho, cuando se retiró The Big Funfamental, el propio Embiid mediante un tweet reconoció este hecho de la elección del número 21.

Tras la muerte de Kobe, Embiid se mostró sumamente afectado por la perdida de un jugador que siempre había sido un referente para él y decidió rendirle tributo llevando el número 24 que llevó Bryant en la segunda mita de su carrera profesional en la NBA.

El problema era que ese número 24 en los Philadelphia 76ers estaba retirado en honor del «Secretario de Defensa», Bobby Jones, uno de los mejores defensores y sexto hombre de la historia de la NBA.

Embiid contactó con él para pedirle permiso para utilizar su 24 retirado y Bobby Jones, como el gentleman que siempre fue dentro de las pistas, le autorizó para llevarlo y rendir así homenaje al histórico jugador fallecido de los Lakers, en el siguiente partido que se iba a disputar en el Wells Fargo Center de Philadelphia.

Joel Embiid con el 24 durante el histórico partido

De esta forma, el 28 de enero de 2020, frente a los Golden State Warriors, Joel Embiid llevó por primera y única vez en su carrera, el número 24.

El partido se lo llevaron los de Philadelphia por 115 a 104 y Embiid, curiosamente, anotó justo 24 puntos, el mismo número de Kobe.

Aquel tributo y homenaje a la figura del escolta de los Lakers en Philadelphia fue realmente especial para la familia Bryant ya que, tanto su padre Joe, como el propio Kobe, nacieron en esa misma ciudad, e incluso, el padre llegó a jugar en el equipo del Estado de Pennsylvania durante 4 temporadas.

También, antes del inicio del partido, los Sixers mostraron sobre la cancha la camiseta con el número 33 de Kobe que llevó en el Instituto de Lower Merion y guardaron 33 segundos de silencio en su honor y de las demás personas fallecidas en el triste accidente.

Una vez más, Joel Embiid volvía a sorprender al mundo con un acto propio de un gran personaje, aunque con el jugador de origen camerunés nunca se sabe como puede actuar.

De momento, lo único que sabemos seguro de Joel Embiid es que es uno de los mejores pivots de los últimos años en la NBA y que se postula a estar entre los más grandes de la historia de la competición a poco que le respeten las lesiones que, hasta ahora, han ido lastrando su carrera.

 

Si quieres leer más historias como esta, te recomendamos:

 

 

Comenta el artículo!! Dinos lo que piensas! Cancelar respuesta