El Doble Triple Doble en la NBA

Empecemos por el principio porque este récord del baloncesto requiere una mínima explicación. El concepto de doble triple doble viene de que el jugador en el partido alcanza el doble dígito en al menos tres de los datos estadísticos cuantificables tradicionales.

Estos son los puntos, los rebotes, las asistencias, los robos y los tapones.

Hacer un doble dígito supone superar 9 valores estadísticos en uno de esos datos cuantificables. Por ejemplo, cuando alguien alcanza los 10 puntos, ya tiene un doble dígito, y cuando tiene 9 no.

El doble doble sería cuando el jugador consigue dos veces superar el doble dígito y de esa manera trataríamos el triple doble, el cuádruple doble, y el quimérico quíntuple doble.

El record de hoy es el del doble triple doble, es decir, alcanzar dos veces, el triple doble, en un mismo partido, superando en 3 de esos valores estadísticos las dos decenas… parece complicado… ¿no?.

La respuesta es obvia porque realmente sólo ha habido (por el momento) un caso en la historia.

Ese hombre que consiguió hacerlo es el depredador de récords de la historia de la NBA.

  

Wilt Chamberlain, el 4 de febrero de 1968, con los Philadelphia 76ers consiguió 22 puntos, 25 rebotes y 21 asistencias.

Este dato es otro de los records a los que el mítico pivot nos tiene acostumbrados como sus espectaculares 100 puntos, 55 rebotes, su media de minutos en una temporada de 48,5 minutos por partido, ser el único pivot de la historia en liderar las asistencias, sus medias de anotación o de rebotes… y un sinfín de otros datos que parecen inalcanzables.

Como díria Muhammad Ali nada es imposible pero sin duda si hay alguien que se ha acercado a lo imposible ese es el mítico pivot de los Warriors, 76ers y Lakers.

El número 13 es eterno, tanto como lo parecen sus records.

Lo bueno del baloncesto es que nunca deja de sorprendernos y seguro que algún día llegará alguien que los supere.

 

Animo y comenta el artículo!! Dinos lo que piensas!