Los blancos si la saben meter

En el año 1992 Ron Shelton dirigía la película Los blancos no la saben meter protagonizada por Wesley Snipes y Woody Harrelson. El título de la película en ingles era White man can’t jump que como podéis observar no tiene exactamente el mismo significado que la traducción adaptada que se realizó para la versión en castellano.

En latinoamerica la traducción fue mucho más acertada que en España ya que allí si que se tradujo como Los blancos no saben saltar.

En España se intentó buscar un doble juego con la connotación sexual que realmente no se si tuvo mucho éxito pero que desde luego si que generó interés en la gente que llegaba a la vieja usanza y se enteraba de las películas que estrenaban a través de la carteleria expuesta en las zonas externas a las salas de cine.

El tema del título realmente no es muy importante pero si que identifica ya de por si una serie de estereotipos raciales que siempre han existido en el mundo del baloncesto.

 La idea de la película como tal era la de los dos jugadores callejeros pelín canallas que forman el blanco Woody Harrelson y el negro Wesley Snipes. Uno tenía un rol más atlético y físico y el otro más pasador tirador… ¿advináis cual era cada cual?

Estoy convencido que no habéis tenido mucha dificultad en asociar roles

Los blancos no la saben meter

Hay otros cliches en el mundo del baloncesto como la frase raza blanca tirador  para cualquier jugador  blanco que no tenga un juego muy físico.

Los jugadores de raza blanco han ido cambiando con el paso del tiempo y cada vez son más atléticos, pero hay que reconocer que el jugador de raza negra tiene mayor potencia física y sobre todo capacidad de salto.

Si hay una disciplina en el baloncesto donde siempre han sido netamente superiores los jugadores negros ha sido en el mate y esto se comprueba en que practicamente  todos los campeones del concurso de mates de la historia han sido negros.

Digo practicamente porque en todas las ediciones no se ha cumplido esa inexorable regla sino que en 1996 un hombre cambio para siempre la frase de Los blancos no la saben meter a los blancos también la saben meter…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *