El otro Jordan de la NBA

El apellido Jordan, es un apellido mítico en la historia del baloncesto en general, y particularmente en la historia de Baloncesto. Michael Jordan probablemente el mejor jugador de todos los tiempos fue capaz de hacer reinar a los Bulls en la NBA e imponer su estilo de juego durante una década, en el mejor baloncesto del mundo.
 
Michael Jordan es el baloncesto y el baloncesto es Michael Jordan son palabras casi concatenadas por su significado, y casi sinónimas en su concepto. La historia de este deporte no habría sido la misma sin la figura de His Airness.
 
Cuando me empece a dar cuenta de la importancia del jugador que vamos a hablar hoy, fue cuando disocié por primera vez, el apellido que ambos tienen en común, y al pensar en su apellido, no pensé en Michael, sino en DeAndre… 
 
De andre
 
Con esto no pretendo poner en paralelo dos jugadores muy lejanos en la distancia, tanto a nivel de éxitos, como a nivel de técnica, o carisma. Sólo pretendo poner de relieve la figura de un jugador que creo que tiene un físico y un poder para ser el pivot dominante de los próximos años en la  NBA.

Un jugador especial con un apellido mítico,que cada vez deja ver más al jugador que se esconde detrás de el otro Jordan.

  DeAndre Jordan ha sido otro de los grandes robos del Draft en mi opinión de los últimos años junto a jugadores como Goran Dragic, Chandler Parsons o Marc Gasol.
 
Fue seleccionado en el Draft de 2008 en el puesto 35 por su actual equipo Los Angeles Clippers.
 
Mide 2.13 cm y llegó a la NBA con sólo 20 años después de pasar un año por la Universidad de Texas (él es de Houston). 
 
Aquel Draft de 2008 fue el de los Rose, Westbrook, Love, Gallinari, Eric Gordon, Nico Batum, Serge Ibaka… en fin una draft bastante prolífico en cuanto a calidad.
 
En aquella segunda ronda se escondía una joya por pulir, un hombre con unas condiciones atléticas superlativas, un posible jugador dominante…. quizás minimizado por los grandes pivots que había en aquel Draft, Kevin Love, los hermanos Brook y Robin Lopez, Roy Hibbert, Javale McGee, Ajinca, Koufos, Ibaka, Pekovic o el turco Asik. 
  deandre draft 
Esta pléyade de hombres grandes y la inmadurez de un bisoño DeAndre Jordan hizo que fuera relegado a una posición del Draft no representativa. 

Esta primera temporada el de Houston creció como rookie en un equipo en el que los pivots titulares eran Kaman y Marcus Camby. Dos buenos tanques. 

Promedió 4.3 puntos, 4.5 rebotes y 1.1 tapones, en 14 minutos por partido, a lo largo de los 53 que disputó aquella temporada. Lo más representativo de aquel DeAndre fue su 63,3% en tiros de campo, y un trágico 38,5% desde la línea de tiros libres. La segunda temporada fue de un corte muy similar.
 
A partir de ahí la fiera empezó a despertarse y DeAndre Jordan ha ido creciendo en minutos, en aportación, en presencia, en carisma, en intimidación, en potencia…
 
Uno de los dos momentos claves de la carrera de DeAndre Jordan, fue la incorporación a los Clippers, de su compañero de andanzas por los aires, Blake Griffin, y el otro momento, fue la llegada del pequeño gran base Chris Paul, que empezó a alimentar de pases de todos los estilos, formas y colores, a los dos aviones sin motor, que empezaron a cruzar los cielos del Staples center.
 Paul,Griffin y Jordan
 
Este trío ha devuelto el showtime a Los Angeles, haciendo que cada noche el Staples se ilumine con los flashes que buscan captar el momento de conexión, entre Chris Paul y Jordan o Griffin para crear el poster perfecto, que adornará alguna pared.
 
Interpretan los Alley oops y los contraataques a la perfección, generando las finalizaciones más plásticas y atléticas que se pueden ver a día de hoy en la NBA.
 
Individualmente  DeAndre, de sólo 26 años, ha seguido creciendo, llegando esta temporada a promediar 11.4 puntos por partido, 14.9 rebotes por partido(líder de la NBA, y clasificación que ya ganó el año pasado), 0,7 asistencias y 2.2 tapones. 
 
Jordan tiene grandes margenes de mejora en su participación ofensiva, y sobre todo en su tiro, desde la linea de tiro libre. Esta temporada en un 39.3%. Tiene el mal del hombre grande desde esa linea, como lo tuvo Chamberlain, O’Neal, o Howard.  

Esta comparación con estos nombres podría parecer baladí… pero en algunos datos ya los ha superado a todos los nombrados.

 DeAndre Jordan lleva mandando en el % de tiros de campo en los 3 últimos años, quizás una clasificación no tan valorada como otras en la NBA como los Puntos, rebotes (que también lleva 2 años liderando), asistencias, tapones, robos…
 
A parte de una potencia física descomunal, el otro Jordan, esta temporada está haciendo la segunda mejor temporada de la historia en porcentaje de campo con un 70.7% de acierto, porcentaje sólo superado por Wilt Chamberlain en la temporada 1972-73 con un 72,8%. 
 
Son los únicos jugadores en estar por encima del 70% en una temporada en la historia.
 
de andre machacando  
A este dato hay que sumarle, que a día de hoy, DeAndre Jordan, es el líder absoluto y destacado, sólo con 26 años, en porcentaje de tiro de campo de la historia de la NBA con un 66.3% (el segundo es Artis Gilmore con un 59.9%).
 
Aquí os dejo para que le conozcáis un poquito más algunas de su jugadas más famosas, y que han contribuido a ese récord histórico de mejor porcentaje de la historia en tiro de campo porque DeAndre vive en las alturas cazando balones para estamparlos dentro del aro (atención al último vídeo, que es uno de los mejores mates de la historia de la NBA): 

LA JOYA



 
El Otro Jordan, que también domina los cielos de la NBA, como lo hizo Michael, es potencia pura, es un físico de 2.13, que corre el contraataque y salta como cualquier escolta o alero, es un intimidador nato (probablemente jugador defensivo del año), un jugador diferente, y especial, que sólo el mismo pondrá los límites de su carrera, porque por potencial, es dominante sin lugar a duda.
 
Ahora bien, su eterna sonrisa, y su despreocupado sentido del humor, pueden estar delatando a un jugador al que le falta disciplina de trabajo (los iros libres le delatan), pero le sobra genética para ser el Pivot Alfa de la NBA.

 DeAndre… ¿que podrías llegar a ser si algún día te lo tomaras en serio?

De andre riendo
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *