El jugador más alto en meter un triple en la NBA

Cuando a día de hoy veo a jugadores como Kristaps Porzingis de 2.21 cm lanzando y anotando tiros de 3 puntos con tanta fluidez no puedo dejar de pensar en como ha cambiado el baloncesto en los últimos años ya que hace años los jugadores de esas alturas se movían por la cancha hasta con mala coordinación.
Para muchos de aquellos grandes dinosaurios era impensable la posibilidad de anotar un triple e incluso sólo el lanzamiento podía acabar en un airball que copara los inicios de muchos programas deportivos. Aquellos grandes jugadores estaban destinados para vivir en la zona y someter con su poder de intimidación a todo aquel que entrara en su habitat.
Así jugadores como Mark Eaton o Manute Bol alcanzaron en los primeros años en la liga cifras taponadoras que a día de hoy todavía siguen muy lejanas en la NBA para el común de los mortales pero aquello llegó un día en el que cambió.
Aquellos grandes jugadores tenían muy poco arsenal ofensivo y en algunos casos incluso poco físico para dominar el juego de espaldas al aro en el poste bajo.
El pionero de los jugadores altos que empezó a introducir en su repertorio el lanzamiento de tres puntos fue Manute Bol. Si el sudanés era capaz de lanzar desde tres puntos sacaría a su defensor de la zona.
Desde la altura que armaba el tiro tendría una opción ofensiva muy superior a la que podría tener cerca del aro.
Tardó 4 temporadas en la NBA en conseguir su primer triple, pero aquel día llegó.
Manute Bol

Manute Bol con 2.31 cm es el jugador más alto en meter un triple en la historia tras conseguirlo el 15 de diciembre de 1988 frente a los Houston Rockets.

Aquel día Manute Bol entró en la historia pero ya lo había intentado en cuatro ocasiones anteriores.
Aquella temporada supuso un punto de inflexión para el jugador de los Warriors por aquel entonces ya que aquel acto excepcional de anotar un triple se convirtió en algo casi cotidiano llegando a anotar 20 de los 91 (22%) lanzados aquella temporada.
Su mejor partido fue el 21 de Marzo de 1989 ya que anotó sin fallo dos triples frente a los Portland Trail Blazers, pero sin lugar a duda el más espectacular fue el 3 de marzo de 1993 ya que consiguió 6 triples de 12 intentos frente a los Phoenix Suns.
Consiguió 18 puntos en lo que fue la máxima anotación de su carrera
En su carrera llegó a anotar un total de 43 triples de 205 intentados (21%) y su mejor año fue en 1993 con los 76ers ya que anotó 10 de los 32 (31,3%) triples que lanzó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *