El jugador más joven de la historia de la NBA

A lo largo de la historia de la NBA, siempre ha habido jugadores que antes de desembarcar en la gran liga americana, han sido seguidos por los Scouters, analistas, representantes, etc.

Esos jugadores escondidos tras grandes apodos, que presagian, que van a ser los nuevos elegidos, reyes, o mesías…

En el fondo sólo son chicos jóvenes que llegan a la NBA, en muchas ocasiones hasta de forma prematura, ya que los cantos de sirena, de su impacto en la historia, y de los deseos de las franquicias de la NBA de convertirlos en sus nuevos iconos mediáticos, fuerzan su entrada en el Draft de la NBA, directamente desde el High School.

Esta es la carta de presentación del jugador de la NBA más joven que jamás ha jugado un partido en la liga más competitiva del baloncesto.

Es uno de los últimos jugadores que pasaron del Instituto directamente a la NBA sin pasar por la NCAA.

Elegido en el Draft de 2005 por Los Angeles Lakers directamente desde el St. Joseph’s High School con 17 años 8 meses y 2 días.

Andrew Bynum

Andrew Bynum es el jugador más joven de la historia de la NBA

Bynum debutó con Los Angeles Lakers el 2 de noviembre de 2005, con 18 años y 6 días.

Allí estuvo 7 temporadas, y ganó dos anillos, promediando en su último año (2012), 18.7 puntos, 11.8 rebotes y 1.9 tapones.

A partir de ahí llegó un traspaso a los 76ers, en el que llegó Howard a Los Lakers, su lesión, una temporada en blanco, y luego su periplo vacío por Cleveland e Indiana.

Su carrera ha entrado en un momento de parón absoluto y la experiencia demuestra que es muy complicado que esta situación vaya a mejor.

Ya sabemos como empezó la carrera del jugador más joven de la historia de la NBA, ahora veremos como termina.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *