La Regla Riley del All Star Game

En Estados Unidos son muy dados a generar normas y excepciones a raíz de casos y situaciones puntuales que les suceden a personas concretas. Como por ejemplo las Excepciones salariales Bird, la famosa Regla Alcindor, la Regla Allan Houston… y también la Regla Riley.

Estos casos sirven para evidenciar situaciones concretas y para crear precedentes en los que cuando vuelva a darse un caso similar se aplique la misma solución dada en ese caso previo por el que toma el nombre la denominada Regla.

Suena quizás muy a doctrina jurídica pero lo cierto es que suele solucionar situaciones que lo requieren.

La Regla Riley viene del mítico Pat Riley que fue primero jugador de la NBA en equipos como los San Diego Rockets, Los Angeles Lakers y Phoenix Suns, y después mítico entrenador de equipos como Los Lakers del Showtime o los Heat Campeones de 2006.

Pat Riley después de dejar los baqnuillos se convirtió en el Presidente del Conjunto de Florida donde llegó a reunir al famoso y lleno de éxitos Big Three formados por Chris Bosh, Dwyane Wade y Lebron James.

 Pues bien, la Regla Riley nació de la etapa de Pat Riley como entrenador de los Lakers del Showtime.

Riley y Magic

En la década de los 80’s Los Angeles Lakers dominaban con manu militari la conferencia oeste teniendo casi siempre el mejor balance de temporada.

 En el All Star Game existía la Regla de que dirigía el equipo de cada Conferencia el entrenador con mejor balance de temporada en ese momento. Igualmente ese entrenador tenía la potestad de elegir a los suplentes de esa conferencia.

Sumando estos dos datos, Pat Riley dirigió al equipo de la Conferencia Oeste 8 de 9 veces entre 1982 a 1990.

Por este motivo se creó la Regla Riley que implica que pese a tener año tras año el mejor balance un mismo entrenador al llegar el All Star, ese entrenador no podrá ser elegido como entrenador principal del mismo equipo del All Star dos años seguidos, pasando a ser el entrenador principal del equipo de esa conferencia, el que tenga el segundo mejor balance de temporada regular en ese momento.

La NBA siempre busca encontrar equilibrios y de nuevo con la Regla Riley consiguió hacer que en los casos de dominación deportiva de determinados equipos, el All Star Game siga siendo un evento con caras nuevas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *