El jugador más alto de la historia del Draft de la NBA

A día de hoy siempre hablamos de los jugadores más altos de la historia de la NBA a partir de la llegada de Manute Bol y Gheorghe Muresan con sus 2.31 cm cada uno, o incluso a principios de aquellos 80’s de los Mark Eaton, Chuck Nevitt o Ralph Sampson o más adelante de los Shawn Bradley, Yao Ming o Sim Bhullar, pero antes de todos ellos hubo un jugador seleccionado en el Draft de 1981 que aunque nunca llegó a jugar en la NBA fue el más alto de todos ellos.

En aquellos años los Draft eran casi interminables y constaban de 10 rondas en las que cada equipo podía elegir al menos a un jugador salvo que hubiera habido alguna negociación o traspaso previo que hubiera incluido esas mismas plazas del Draft.Aquel Draft de 1981 nos trajo una buena camada de jugadores liderada, tras su elección en el número uno, por el jugador de la Universidad de De Paul Mark Aguirre y por un pequeño base de los Hoosiers que pasaría a la historia de la competición en los Detroit Pistons… Isiah Thomas.

 Otros jugadores de gran calidad como Buck Williams, Orlando Woolridge, Steve Johnson, Tom Chambers, Rolando Blackman o Larry Nance fueron miembros de aquella clase de 1981… aunque aquel draft también incluía en el puesto 171 de la octava ronda otro nombre histórico que a día de hoy sigue sin haber sido superado.

Yasutaka Okayama

Los Golden State Warriors seleccionaron a Yasutaka Okayama jugador de 2.34 cm nacido en Kumamoto, Japón.

Okayama había acudido en 1976 durante un año y medio a la Universidad de Portland como estudiante de intercambio, y allí no pasó inadvertido para los Scouters que años más tarde le llevarían a ser seleccionado en un draf de la NBA.

El jugador japonés nunca llegó a jugar en la NBA pero si que estuvo vinculado al baloncesto en su país, jugando para a nivel de Club con el Sumimoto Metal y con la selección de Japón.

A día de hoy sigue entrenando para su Club.

Por cierto… ¿Quien dijo que los japoneses eran bajitos?

Animo y comenta el artículo!! Dinos lo que piensas!