La importancia de llamarse Robert Horry

Hace tiempo que quería escribir esta entrada sobre Robert Horry. La historia de nuestro artista invitado de hoy es especial, incluso mítica, de leyenda… por un simple motivo es la historia de un tio con suerte un tio que donde ha estado, ha llevado la fortuna, o bien la fortuna se ha encontrado con él siempre donde iba.
 
Sea como sea Robert Horry es sinónimo de éxito.
 
Horry es el hombre que mejor ha ido sabiendo elegir su camino, o bien su propia fortuna le ha ido llevando hacia el mejor camino. No se cual de los dos, si la suerte o Robert Horry se han ido encontrando el uno, con el otro o el otro con el uno. 

Lo que si que se es que donde Robert Horry ha estado los Títulos de la NBA han ido con él. 

El otro día hablábamos de las super estrellas de la NBA  sin anillo, estrellas que a pesar de haber tenido grandísimas carreras individuales, no habían conseguido alcanzar el éxito de llegar a ser campeones de la NBA… grandes nombres como Karl Malone, Steve Nash, Dominique Wilkins,Charles Barkley, Pat Ewing, Reggie Miller… lucharon y probaron la frustración de la derrota, sin llegar a conocer las mieles de enfundarse un anillo de campeón.
 
Pues bien Robert Horry desconocido o poco conocido para mucho ha ganado 7 veces el anillo de campeón y con 3 equipos diferentes.
 
Sin haber existido los Celtics de Russell de los 60’s sería el jugador más laureado de la historia de la NBA en cuanto a títulos se refiere… casi nada.
 
Robert horry sonriendo
 
¿Pero cual ha sido la historia de este sonriente (no le faltan motivos) hombre?
 
Robert Horry, 2.08cm, Alero/Ala-Pivot, llegó a la NBA en 1992, elegido por los Houston Rockets en el puesto número 11. En aquel Draft, fueron número 1 y número 2, Shaquille O’Neal, y Alonzo Mourning, un par de jóvenes prometedores pivots. 

En aquellos Rockets le estaba esperando el pivot que dominaba la NBA en aquellos años junto a Pat Ewing y David Robinson.

Hakeem Olajuwon contaba ya con 30 años.
 
En la primera temporada, hizo unos números de 10.1 puntos, 5.2 rebotes, 2.4 asistencias, 1 robo y 1.1 tapón por partido en  79 partidos. Unos números prometedores para cualquier Rookie.
 
La temporada siguiente, comenzó la leyenda de Robert Horry con aquellos Rockets, con Olajuwon, Kenny Smith, Othis Thorpe, Vernon Maxwell, Mario Elie, o Carl Herrera (Ex jugador del Real Madrid). 
 
Se proclamaron Campeones por 4-3 frente a los Knicks de Pat Ewing (otra estrella condenada sin anillo).
 

(Continúa…)

2 comentarios sobre “La importancia de llamarse Robert Horry

  • el 1 Abril, 2015 a las 5:11 pm
    Permalink

    Yo creo que en la vida las casualidades pueden pasar una vez, o un par, pero 7 veces…, opino que conociendo desde dentro la NBA, siendo un jugador no excesivamente mediatico, y del agrado de muchos entrenadores, pudo elegir proyectos en los que encajaba y veia potencial…

    Gran entrada, muy pero que muy curiosa

    Respuesta
    • el 1 Abril, 2015 a las 8:58 pm
      Permalink

      Estoy de acuerdo…. este tío, ha sabido leer proyectos como nadie… lo de los Suns y Danny Ainge, si que igual fue suerte, porque él iba allí con otro rol. Si fuera fácil lo harían todos y como muy bien has dicho, las casualidades tantas veces… por probabilidad…. ya sabes… Muchas gracias por coemntar de nuevo y vuelveeeeeee que tu eres siempre bienvenido

      Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *