La NO maldición del número 13 del Draft de la NBA

La historia y el mito de que el número 13 es un símbolo de mala suerte suele ser fácilmente refutable. La historia del número 13 del Draft de la NBA es una de las mejores pruebas de que el número maldito no tiene porque ser sinónimo de mala fortuna, sino de todo lo contrario.

La cuestión de la elección número 13 en el Draft parte de que las posibilidades de obtener una buena elección de un gran jugador son inferiores en teoría las 12 elecciones anteriores.

Cada año el Draft pone en sorteo a los mejores talentos jóvenes del mundo del baloncesto, y según van pasando las elecciones y los equipos van eligiendo jugadores, cada vez es menos probable elegir un jugador de gran proyección en la liga, lo cual es lógico.

El Draft está rediseñado para redistribuir el talento deportivo para los equipos que peores resultados tienen en la liga. Es un sistema indirecto de elevar el nivel de la competeción.

Cada Draft tiene un gran trabajo previo por los equipos de la NBA. Se estudian a los jugadores elegibles y se analizan las demandas deportivas de cada equipo elector para que de esta forma se elija el mejor jugador posible para el equipo que tiene la posibilidad de elegir en un buen turno del draft.

Por todo esto es muy difícil que grandes jugadores caigan más allá de las 10 primeras posiciones del Draft, salvo que ese Draft reparta mucho más talento de los normal en una sola temporada.

De hecho, las posiciones posteriores a las 10 primeras, se pueden considerar abiertamente ya como robos del Draft ya que equipos con peores turnos de selección se llevan a jugadores que dan mucho mejor resultado que sus antecesores.

dRAFT 1996

Sigue leyendo

Los orígenes del nombre de Devin Armani Booker

Acaparar portadas en la actual NBA donde jugadores como Stephen Curry, Lebron James, James Harden, Kawhi Leonard o Russell Westbrook maravillan cada noche al mundo del baloncesto mundial con datos estratosféricos es una labor que se presume harto complicada pero un joven jugador de los Phoenix Suns lo ha conseguido. Hablamos de Devin Armani Booker, bueno de Devin Booker.

Antes de entrar en la historia del curioso nombre del escolta formado en la Universidad de Kentucky hay que valorar de momento su trayectoria ya que se está consolidando como una de las jóvenes promesas de la NBA.

Quizás para muchos sea un jugador inesperado ya que llegó a la liga con un cartel de gran anotador pero no del nivel que está mostrando en su etapa profesional.

Admirador de hombres como Rip Hamilton o Ray Allen si hay un hombre que ha sido fundamental en la carrera Devin Booker ese es su padre ya que fue el hombre que ayudó a formar a su hijo para poder llegar a convertirse en profesional.

Melvin ayudó  a desarrollar su carrera a su hijo y a sentir el amor por el baloncesto.

Melvin Booker fue también jugador de baloncesto profesional pero con otro perfil muy diferente ya que ni llegó a ser Drafteado en 1994 y comenzó su carrera en ligas menores americanas.

Base de apenas 1.85 cm sólo jugó unos 30 partidos en la NBA hasta que emigró con su familia a jugar al baloncesto europeo en busca de mejor fortuna.

Devin Booker

Sigue leyendo

Los grandes robos del Draft de 2015

Todos los años al finalizar la temporada empiezan a analizarse con avidez todos los datos estadísticos para poder observar como han evolucionado los jugadores y los equipos de una temporada para otra y de esta forma poder analizar y concretar si determinadas decisiones estratégicas de los estamentos técnicos de las franquicias han sido excelentes, buenas, malas o dramáticas.
 
Uno de esos datos que año tras año se analiza ya que finalmente las decisiones que se toman de origen son auténticas apuestas deportivas son las elecciones del Draft.
El objetivo de este análisis es determinar si las elecciones han sido las correctas o no porque cuando un equipo tiene la posibilidad de poder realizar una elección en draft en una posición alta esa decisión puede ser estratégica para la franquicia ya que se buscan jugadores que puedan perdurar y liderar proyectos deportivos a medio y largo plazo.
 
Al igual que se analiza si los teóricos buenos del Draft, es decir, los elegidos en las primeras posiciones han hecho buena temporada y han rendido al nivel esperado también se analizan los que han hecho hecho una buena temporada y que nadie esperaba un rendimiento de tanta calidad.
 
Estos son los denominados robos del Draft que hacen que los General Managers saquen pecho presumiendo de su buen ojo a la hora de ver lo que otros muchos no han podido ver.
 
Igualmente también hay otros muchos factores en la primera temporada de los jugadores ya que el jugador puede ser muy bueno pero caer en un equipo con un entrenador que no confía en él, en un equipo que su sistema de juego no casa con sus características o incluso en una ciudad en la que el jugador no está agusto… la casuística es muy variada.

 Sea como sea vamos a analizar los jugadores que han dado más de lo esperado en este año… los potenciales robos del Draft de 2015. 

Ranking de los 10 máximos anotadores de la historia en un partido NBA

El Ranking de hoy tiene una diferencia esencial a otros rankings que he hecho anteriormente. Esta clasificación de máximos anotadores históricos a un partido podría ser relativamente sencilla de hacer. De hecho lo es pero existe un factor que hace que este listado quede un tanto descafeinado.
 
Ese factor se llama Wilt Chamberlain ya que prácticamente podría hacer con él un ranking sólo, que sería de un nivel similar al que voy a preparar ya que Chamberlain acumula muchas de esas cifras de anotación inalcanzables para el resto de los mortales.
 
Así que para hacer un ranking más equilibrado vamos a tomar como criterio al jugador, es decir, no va a ser un ranking de anotaciones (que también) sino que va ser un ranking de jugadores y sus anotaciones colocándole en una posición dependiendo de su máxima anotación.
 
Muchas de estas cifras son de otro baloncesto y dudo que muchas de ellas hubieran podido ser realizadas en el baloncesto moderno con el nivel de competitividad y exigencia, defensiva, que tiene cada canasta.
 
También es cierto que hasta la temporada 1979-1980 no se utilizaba el lanzamiento de 3 puntos luego para alcanzar determinadas puntuaciones se debió hacer todo con canastas de 2 puntos. 

Con todos estos antecedentes comenzamos con el ranking de los 10 máximos anotadores de la historia en un partido de la NBA con tres jugadores empatados en la décima posición

 

10.- GEORGE GERVIN 63 PUNTOS

GEORGE GERVIN
 
El 4 veces máximo anotador de temporada, Ice Man, anotó 63 puntos el 9 de abril de 1978 frente a los New Orleans Jazz… jugó solo… ¡33 minutos!.
 
 

10.- JERRY WEST 63 PUNTOS

JERRY WEST
 
El hombre icono de la NBA anotó 63 puntos el 17 de enero de 1962 frente a los New York Knicks.
 
Sólo jugó aquel día 39 minutos.
 

10.- JOE FULKS 63 PUNTOS

JOE FULKS
 
El dato del ranking más antiguo.
 
“Jumping Jo” (por su estilo innovador de tiro) anotó el 10 de febrero de 1949, frente a los Indianapolis Jets, 63 puntos. Sólo tuvo un 48,2 % de porcentaje en tiro de campo.
 
Fue el primer máximo anotador de una temporada en la NBA (1946-1947).
 
Lo más impresionante de la marca de Fulks es que lo realizó en la era previa al reloj de posesión y sin lanzamiento de tres puntos.