El día que nació Tragic Johnson

Es sorprendente que jugadores del nivel y calidad de Magic Johnson llegaran a ganarse un apodo tan negativo con Tragic Johnson a lo largo de su carrera. El juego de palabras y apodos llevaba de un jugador mágico a un jugador trágico.

Este apodo de Magic parecía olvidado con el paso del tiempo y por los MVP y anillos que ganó a lo largo de su carrera pero siempre estuvo ahí… latente. 

Fue Shaquille O’Neal a través de su sección de las jugadas más “desafortunadas” en su sección Shaqtin’ a fool el que volvió a poner de moda y recordar a Tragic… Johnson.

Este apodo negativo se lo ganó en la Finales de la NBA de 1984 cuando los Celtics de Bird, McHale y Parish se enfrentaron por primera vez a los Lakers del Showtime en una Finales de la NBA, rememorando así los míticos duelos de los 60’s entre los de los Angeles y los de Massachusetts.

Magic 1984

Sigue leyendo

Ranking de los mejores jugadores blancos de la historia de la NBA

Hace muchos años Larry Bird dijo que el baloncesto era cosa de negros. Aquella frase en otra época y dicha por otro jugador hubiera sido objeto de conflicto social y racial.

 La cuestión es que todo el mundo sabía cuando la dijo Larry Bird que no era cierto, ya que el mismo era el ejemplo de que el baloncesto es como todos los deportes, un deporte interracial en el que lo único que prima es el talento, el trabajo, el afán de superioridad y la competitividad.
 
Para ser bueno o malo en un deporte no tienes que ser blanco, ni negro, ni asiático… lo que tienes que hacer es jugar, entrenar mucho y poner el corazón cada que sales a la pista.
 
Partiendo de esta premisa he preparado a efectos estadísticos y de análisis de datos el Ranking de los mejores jugadores de raza blanca en la NBA en el que están algunos de los mejores jugadores de la historia de este deporte.

Los lectores habituales de la página sabéis que he preparado muchos rankings y de temas muy diversos y os aseguro que este es el que mayor dificultad me ha presentado de establecer un orden entre los jugadores.

Los candidatos eran muchos con logros individuales y colectivos de diferente calado y en otros casos muy parecidos.
Jugadores que jugaban en diferentes posiciones, en diferentes épocas, con diferentes roles en sus equipos y con trayectorias deportivas muy particulares. De verdad no ha sido fácil y siempre me dejare alguno fuera o habrá gente que no estará de acuerdo… lo asumo.

Por ejemplo Bill Walton ha sido 2 veces Campeón de la NBA, MVP de las finales y MVP de temporada… pero eso lo hizo prácticamente en dos años de carrera porque las lesiones mermaron su progresión. Sin combinamos ese dato con que sólo fue 2 veces All Star y solo una vez estuvo en el mejor equipo de la temporada, pues denota que algo falla.

He valorado tanto las estadísticas individuales de la carrera del jugador, junto con sus logros y premios individuales y con los éxitos colectivos de sus equipos y el papel que en ellos desempeñaron.

Con todos estos antecedentes este es el ranking de los mejores jugadores blancos de la historia de la NBA:

 

20 CHRIS MULLIN

chris Mullin

Chris Mullin es uno de los mejores tiradores de la historia de la NBA.

Uno de los creadores del concepto de Raza Blanca tirador y un zurdo por antonomasia.

Fue 5 veces All Star y miembro del mítico Dream Team de Barcelona 1992.

Una estrella de los 90’s.

Sergio Llull y los Rockets, el salto inevitable a la NBA del Rey de la Garra

Como sabéis los lectores habituales del blog llevamos cierto tiempo hablando de la situación de Sergio Llull en el Real Madrid y de su posible salto a la NBA al equipo que tiene actualmente sus derechos, es decir, los Houston Rockets.
 
La primera vez que tratamos el asunto Llull fue en el artículo Llull en su laberinto, donde todavía no se había convertido en Campeón de la Euroliga.
 
Este tema es complejo porque se entrecruzan los sentimientos de los aficionados del Real Madrid, con la necesidad de crecimiento del jugador de baloncesto, incluso de la persona.
 
El aficionado del Real Madrid de baloncesto suele ser en un 99,9% seguidor del equipo de futbol y está acostumbrado a ver que ese deporte los jugadores cuando alcanzan a jugar en un equipo como el Real Madrid (o como en el Barcelona para evitar comparaciones) llegan a su tope  máximo, al sueño de su carrera.
 
Pues bien, en el baloncesto no es así, hay un más allá, una última barrera, una tierra prometida… el Edén de ese deporte, y ese sitio es la NBA.
 
Pau, Marc, Niko, Serge, Ricky, Garba, Navarro, Rudy, Calde, Claver, el Chacho, Fernando Martín y Raúl López (creo que no me falta ninguno) dieron el salto a la NBA porque su instinto deportivo les decía que tenían que jugar en la mejor liga del mundo y esa es y será la National Basketball Association… la NBA.
 
Sergio Llull cuando se presentó al Draft de 2009, era porque tenía la firme intención de ser seleccionable, y por tanto de jugar en un futuro en la NBA.
 
Desde hace varios años lleva oyendo cantos de sirena del baloncesto americano.
  Sergio Llull

Premio al Mejor Sexto Hombre de la NBA

Como otros premios de la actual NBA (Mejor defensor), se empezó a entregar a partir de la temporada 1983. El premio al mejor sexto hombre de la NBA ( Sixth Man of the Year Award) se entrega al jugador que mejores actuaciones ha tenido durante toda la temporada partiendo desde el banquillo, es decir, al jugador que mejor rendimiento ha tenido sin ser titular, en la gran mayoría de sus partidos.
 
Los equipos suelen tener un quinteto habitual a lo largo de la temporada, y también en su rotación, jugadores que disputan un gran número de minutos por partido. El jugador que más minutos juega sin ser titular, suele ser el teórico sexto hombre.
 
Este premio es elegido nuevamente por la prensa americana y canadiense con el sistema de los 5 puntos al primer candidato elegido, 3 al segundo y 1 punto al tercero por periodista, hasta sumar un total de 1125 puntos entre todos los 125 selectores o miembros del gran jurado deportivo.
 
El más votado se convierte en el galardonado.
 
Este premio sólo fue sinónimo de Título de la NBA en sus 4 primeras ediciones ya que 3 de los cuatro ganadores de principios de los 80’s eran miembros de equipos que luego se convirtieron en Campeones de la NBA.
 
Posteriormente sólo volvió a pasar con Toni Kukoc en 1996, y desde aquel año, casi 20 ya, nunca el equipo campeón ha tenido al mejor sexto hombre de la NBA.
 
El porcentaje de ganadores del premio al mejor sexto hombre en relación a los equipos ganadores del campeonato de la NBA es del 12,5 %. 

Nunca un jugador que jugara en la posición de Pivot ha ganado esta distinción.  

Sixth man award
  
Este premio, no ha tenido un gran dominador a largo plazo porque habitualmente, ese teórico sexto hombre, al mejorar en su rendimiento, los entrenadores aumentaban su participación en la rotación, convirtiéndose muchos de ellos en titulares, y por tanto dejando de ser potenciales sextos hombres.

 

Sólo 4 jugadores han repetido premio tres de ellos en dos ocasiones y uno de ellos que lo ha conseguido en tres ocasiones.
Comenzamos con el ranking de máximos galardonados con el premio al mejor sexto hombre del año nombrando a algunos de los jugadores que lo han logrado una vez:
 
 

MANU GINOBILI en 2008

MANU GINOBILI
El argentino en 2008 se convirtió en Mejor Sexto Hombre del año tras jugar 74 partidos, empezando solamente 23 como titular y aportando 19.5 puntos, 4.8 rebotes y 4.5 asistencias, añadiendo 1.5 robos en cada partido.
 

JAMES HARDEN en 2012

JAMES HARDEN

La actual super estrella de los Rockets, en 2012, fue elegido Mejor Sexto Hombre del año en los Thunder tras promediar 16.8 puntos, 4.1 rebotes y 3.7 asistencias empezando en 60 de los partidos jugados desde el banquillo.

 

J. R. SMITH en 2013

J. R. SMITH

El actual escolta de los Cavaliers fue nombrado en 2013 Mejor Sexto Hombre del Año en los New York Knicks tras jugar 80 partidos sin comenzar ninguno como titular anotando 18.1 puntos, cogiendo 5.3 rebotes y distribuyendo 2.7 asistencias por encuentro.

 

LOUIS WILLIAMS en 2015

LOU WILLIAMS

El escolta por aquel entonces de los Toronto Raptors disputó 80 partidos pero ninguno como titular. Firmó 15.2 puntos, 2.5 rebotes y 2.5 asistencias por partido disputado.

 

(Continúa en la siguiente página..)