La carta de Shaq a Hakeem Olajuwon

Las Finales de la NBA de 1995 nos regalaron uno de los mejores duelos interiores de la historia de la NBA. Shaquille O’Neal y Hakeem Olajuwon fueron los protagonistas de un duelo que se llegó a comparar con los Russell-Chamberlain de los 60’s pero con una gran diferencia generacional ya que se enfrentaron dos generaciones de pivots… el Rey y el aspirante. Aquel duelo además dio origen a un acto muy significativo del nivel de competitividad que allí se vivió… la retadora carta de Shaq a Olajuwon.

O’Neal llegaba a sus primeras finales de la NBA con tan sólo 22 años mientras que Hakeem Olajuwon con diez años más era el MVP y campeón de la competición de la temporada anterior.

Los Magic de la mano de Penny Hardaway y de Shaquille O’Neal llegaban a sus primeras Finales de la NBA con el cartel de haber eliminado previamente a los Chicago Bulls de un recién reincorporado Michael Jordan a la NBA y a los Indiana Pacers de un Reggie Miller en su mejor momento profesional.

Por la conferencia Oeste se presentaban los Rockets como vigentes campeones de la NBA con Olajuwon a la cabeza y con la incorporación de Clyde Drexler. Aquellos Rockets se habían clasificado para los Playoffs como sexto equipo del Oeste y tras pasar serias dificultades en superar a los Suns de Barkley y a los Spurs de David Robinson.

Todo apuntaba a que los Magic darían buena cuenta de los Houston Rockets y de que Shaq tomaría el testigo del dominio de Hakeem Olkajuwon como mejor pivot de la NBA… pero aquello no fue así.

Los Rockets barrieron a los Magic por un inapelable 4-0 y aquella derrota quedó marcada a fuego en la mente de Shaquille O’Neal, ya que nunca consideró que Olajuwon había jugado mejor que él en aquellas Finales. Para Shaq la serie se decidió por la actuación estelar del equipo de los Rockets… Drexler… Cassell…Horry… Elie…

 

carta de shaq a olajuwon

Sigue leyendo

El hombre más veces suplente en una temporada NBA

Formar parte de una plantilla oficial NBA ya sería un honor y una suerte para la gran mayoría de jugadores de baloncesto del planeta y lo máximo sería afianzarse como titular en un equipo de la liga. En esta ocasión vamos a hablar del jugador que ha sido más veces suplente en una sola temporada en la historia de la NBA.

Ser contabilizado como suplente en un partido implica también haber jugado dicho partido ya que si el jugador no llega a tener ni un sólo instante de juego no se contabiliza a efectos de partidos jugado.

Por tanto ser suplente también implica jugar, lo cual es una combinación que en ocasiones puede no darse ya que a no ser que el jugador tenga un rol muy afianzado en la rotación como sexto o séptimo hombre, puede no llegar a ser de la partida.

El caso del jugador que tiene el record también tiene una curiosa particularidad… no sólo disputó los 82 partidos de temporada regular.

Chris Gatling

Sigue leyendo

El reserva máximo anotador en un partido de la NBA

Todo aficionado a la NBA conoce cuales han sido las mayores anotaciones individuales en un partido de la historia de la NBA.  Entre ellas están los famosos 100 puntos de Wilt Chamberlain, los 81 de Kobe o los 73 de David Thompson. Todas ellas tienen el elemento común denominador de haber sido realizadas por jugadores que empezaron siendo titulares en los partidos pero ¿Cual ha sido el reserva máximo anotador en un partido de la historia de la NBA?

Realmente un jugador reserva o mejor dicho que parte en un partido desde el banquillo siempre potencialmente podrá disputar menos minutos que un titular.

Aún así esto no quiere decir que por comenzar como reserva el jugador no pueda disputar un gran número de minutos.

De hecho, el hombre record llegó a jugar más de 30 minutos que desde luego aprovechó al máximo con una puntuación que ya es parte de la historia de la NBA.

Nick Anderson Nets

Sigue leyendo

McGrady, de un pequeño pueblo de 9.000 habitantes al Hall of Fame

Ya conocemos los nombres que este año se incorporarán al Naismith Basketball Hall of Fame. Al repasar la lista hay un nombre que, inevitablemente, destaca por encima de los demás: el siete veces All-Star y dos veces mejor anotador de la NBA Tracy McGrady. Junto a él, Robert Hughes, Bill Self, Rebecca Lobo, Muffet McGraw, Mannie Jackson, Tom Jernstedt, Jerry Krause, ‘Zack’ Clayton, Nick Galis y George McGinnis verán sus nombres en el museo situado a la orilla del río Connecticut, en un espacio que el Sr. Naismith concibió hace ya más de cien años.

Tras sus comienzos en el gimnasio de un pueblo de 9.000 habitantes como Auburndale, y después de una carrera de 16 años, “T-Mac” se ha ganado un espacio en Olimpo del baloncesto.

Puede que haya pasado mucho tiempo desde su retirada y que ahora reciba un honor que muchos reivindicaron para McGrady tiempo atrás, pero ha llegado el momento de ver su nombre entre los más grandes, un recordatorio de su etapa dorada en Orlando Magic, pero también de sus inicios con los Raptors y de sus seis temporadas con los Rockets.

Sólo han pasado cuatro años desde su retirada oficial en 2013, pero, a muchos, la espera se les ha hecho larga.

Tracy McGrady forma parte del Olimpo de la NBA desde aquel diciembre de 2004 en el que los Rockets perdían de ocho frente a San Antonio a falta de cuarenta segundos. Hay genios que se despiertan frente a la adversidad, y los allí presentes pudieron vivir uno de los momentos más grandiosos de la historia del baloncesto.

Con mayúsculas. McGrady se echó al equipo encima y comenzó a anotar triple tras triple. Tras el ciclón, el marcador confirmaba lo que los incrédulos ojos de sus rivales se negaban a aceptar: Tracy McGrady acababa de anotar 13 puntos en 33 segundos para dar la victoria a su equipo por la mínima. Poco más de medio minuto para confirmarse como leyenda.

Sigue leyendo

El peor equipo en las Finales de la NBA

Ya de por si llegar a las finales de la NBA es un territorio ignoto para algunos equipos de la historia de la liga por lo tanto no hay que restar mérito al hecho de llegar a disputarlas. Por este motivo ser el peor equipo en las Finales de la NBA siempre será un dato negativo pero con un trasfondo positivo.

Desde que se disputaran las primeras finales allá por 1947 entre los Philadelphia Warriors y los Chicago Stags han pasado múltiples contendientes en la lucha por el Título de la NBA.

Algunos de esos equipos a día de hoy son franquicias extinguidas y otros siguen creciendo en tradición e historia.

El dato del peor equipo en las series finales de la NBA lo vamos a crear a partir de su balance de partidos en las finales, es decir, del porcentaje de partidos con victoria y derrota en las finales de la NBA.

A día de hoy no hay ningún equipo que no haya ganado al menos un partido llegando a las finales pero si hay uno que es el que menos partidos ha ganado en proporción de los jugados.

Bryant Howard

Sigue leyendo